Por décadas, México ha estado fabricando millones de automóviles, pero ninguno de ellos ha sido de diseño propio. Hace un par de años la compañía de diseño industrial Tecnoidea, con extensa experiencia en ingeniería para la industria del transporte en México, se lanzó a la aventura de diseñar, fabricar y comercializar un auto con bandera mexicana. Y sorpresivamente lo hizo con un auto quizás inesperado: un súper deportivo, el Mastretta MXT. Ahora el auto se dispone a penetrar el mercado norteamericano y del resto del mundo.

El MXT es auto deportivo bastante compacto, con un chasis bajo y el motor central detrás de la cabina, con una distribución de peso del 56% en el eje trasero y 44% en el delantero, lo que ofrece la base ideal para lograr óptimos niveles de agarre y estabilidad, así como de aceleración y frenado.
  • Image about Mastretta MXT

Observando el diseño exterior, es obvio que se han tenido que realizar cuidadosos estudios aerodinámicos, para obtener resultados óptimos. Así vemos una línea que fluye a lo largo del centro del coche, empezando por la nariz, el parabrisas, el techo y hasta el alerón trasero, canalizando el aire de una manera muy limpia. Cuenta con dos tomas laterales de aire que proveen respiración y enfriamiento al motor.

> La cabina
Aunque el auto es compacto al sentarse en la cabina se nota que es espaciosa y que puede albergar cómodamente dos adultos de hasta 1,90 metros de estatura. Los asientos, bastante cómodos, fueron diseñados a la medida del MXT, ofreciendo un buen apoyo lateral al conductor bajo las altas fuerzas que genera el auto en curvas, así como sujeción durante la aceleración y frenado. La posición de manejo es ideal para la conducción deportiva, con los asientos posicionados muy cerca del suelo, así el conductor percibe inmediatamente las reacciones del auto.