Amor paciente o súbito, nuevo o antiguo, real o inventado, correspondido o rechazado. Enamórese en la pantalla con una película romántica; sienta palpitar de nuevo su corazón.

Jane Eyre (marzo 2011)
La épica historia romántica escrita por Charlotte Brontë está interpretada por la bella actriz australiana Mia Wasikowska (Alice in Wonderland). Jane, tras una infancia de maltratos, sale al mundo para convertirse en institutriz en la mansión Thornfield Hall, donde se enamora de su duro y esquivo amo, el Sr. Rochester. La película cuenta también con la actuación de la inigualable Judi Dench.

Amor en los tiempos del cólera (2007)
Posiblemente una de las historias más románticas de todos los tiempos. Florentino (Javier Bardem) espera paciente, dolido, esperanzado por más de 50 años para conquistar el corazón de Fermina (Giovanna Mezzogiorno) quien lo rechazó en su juventud. Basada en la novela homónima del célebre escritor colombiano ganador del premio Nobel de literatura, Gabriel García Márquez.

Don Juan DeMarco (1994)
Cuando la rutina y la vida cotidiana nos roban las mariposas que revolotean en el estómago con el amor, la mejor receta es volver a encontrarlas ¡amando como Don Juan DeMarco! El psiquiatra Jack Mickler (Marlon Brando) trata a un joven paciente (Johnny Depp) que asegura ser el mismo Don Juan.

Sleepless in Seattle (1993)
Sin duda, una de las películas más románticas de todos los tiempos. Sam (Tom Hanks) no puede superar su reciente enviudez. Su pequeño hijo llama a una estación de radio una noche para relatar la tristeza de su papá y buscarle una esposa. La historia enternece a todas las radioescuchas, pero a nadie más que a Annie (Meg Ryan), quien desde Baltimore decide no dejar el amor al azar.