Frank’s
THE OAK BAR del Palacio Duhau – Park Hyatt
Calidad, elegancia y calidez es la fórmula magistral de este estupendo bar, de los más tradicionales y aristocráticos de Buenos Aires.

Uno de los rasgos característicos del Oak Bar son los grandiosos paneles de madera que visten su interior, tallados con diseños medievales en roble europeo del año 1600 y que fueron, originalmente, parte de la decoración de un castillo francés.

De capacidad reducida (28 personas), un atributo que destaca su exclusividad, el Oak Bar ofrece una amplia carta de tragos, con y sin alcohol, aunque su especialidad quizás sea el menú de maltas -el más extenso de la ciudad-, los whiskies escoceses y coñacs.

La calidad de atención es, sencillamente, fuera de lo común. Otra de las maravillas es su estupenda selección de puros, preservados en la antigua caja fuerte del Palacio, que fue restaurada para tal fin. El Oak Bar es el ámbito perfecto para tomar una copa -solo, en pareja o con un grupo selecto- al atardecer.

Avenida Alvear 1661, Buenos Aires
www.buenosaires.park.hyatt.com



FRANK’S
Para paladares refinados y amantes de lo retro, Frank’s es un primoroso viaje al pasado. Ambientado en la Nueva York de los años 20 –época de la ley seca-, para ingresar es necesario contar con la contraseña, tal como exigían por entonces los establecimientos clandestinos que vendían alcohol, conocidos como speakeasy bars.

Después de sortear un callejón interno, las puertas se abren y la noche comienza. Con su lujo enmarcado en sillones antiguos, flores naturales, terciopelo rojo e imponentes arañas, la barra combina almíbares naturales con destilados de altísima calidad. Los tragos clásicos (Manhattan, Tom Collins y Old Fashion) son, fieles al estilo del ambiente, los elegidos.

La música también es un disparador de los sentidos en Frank’s, que suele convocar regularmente a distintos DJ de renombre. Para románticos, nostálgicos y de buen vestir.

Arévalo 1445, Buenos Aires
www.franks-bar.com