La mayoría de los hombres, y cada vez más las féminas, se entusiasman con los automóviles, en especial frente a esos súper deportivos que quitan el hipo por su diseño, potencia y velocidad.

Todos soñamos con tener una máquina semejante pero el bolsillo nos impide cumplir el deseo. Quizás la realización de un “sueño por un día”, sería lo suficiente para calmar momentáneamente esas aspiraciones.

Exotic Driving Experience es una compañía de Orlando (Florida) que ofrece la oportunidad de conducir y disfrutar en súper autos de las marcas Ferrari, Lamborghini, Aston Martin, Porsche, Audi y Nissan. Podremos experimentar la sensación de ponernos al volante de esas bellezas mecánicas, hacerlos rugir, lanzarlos a lo largo de las rectas y maniobrarlos en las curvas, en un recorrido seguro y controlado, dentro de famosos circuitos de carreras de los Estados Unidos.

No hay duda de que el objetivo principal es la seguridad de conductores, instructores y vehículos. Una vez llegado el conductor al circuito, asiste a una sesión informativa de aproximadamente una hora, durante la cual se describe las características y particularidades de los vehículos y el trazado del circuito. Se profundiza sobre las características de cada curva, de cómo entrar en ella y cómo salir.

Es interesante hacer notar que el velocímetro de los autos están tapados, con objeto de que el conductor no aparte la vista de la pista y no se sienta tentado a apretar el acelerador si ve que no va muy deprisa. Después de que termina su “actuación”, se le entrega un reporte completo con las velocidades alcanzadas en cada punto del circuito y el tiempo por vuelta.

Ya llega la hora de la verdad y a borde de pista, se le coloca el casco de protección y se toman fotos para presumir después con los amigos. El casco es de la marca Stilo, con un micrófono bidireccional que permite una comunicación clara e interacción instantánea con el instructor que le acompañará en el asiento del pasajero.

Durante el recorrido, el instructor va dando indicaciones de cómo actuar en cada momento para obtener el máximo. Sin embargo, y esto es bastante novedoso, cuenta con un aparato de dial, con el que puede reducir e incluso cortar la potencia del motor si considera que la situación es comprometida. De nuevo, lo primero es la seguridad.

Al acabar, se le entrega el reporte antes mencionado y, por un precio adicional, un video tomado con dos cámaras, una instalada en el exterior y otra en el interior y las fotos enmarcadas.

Programa
Este programa se ofrece en once circuitos de carreras en otras tantas ciudades, situadas en el centro y este de los Estados Unidos. Es imprescindible consultar las fechas de celebración de estos eventos en el portal de la compañía pues en cada circuito hay varias fechas disponibles al año. 

El precio depende del número de vueltas al circuito y el tipo de automóvil. Por ejemplo, un Ferrari 458 Italia (Precio US $295.000), cuesta US $419 por el paquete básico de seis vueltas al circuito mientras un Porsche 999 S (Precio US $99.900) cuesta US $169. Este es un capricho muy asequible, aunque sólo sea por un día. 

www.exoticdriving.com